martes, 29 de octubre de 2013

Los determinantes.

Los determinantes

La regla del sintagma nominal de las oraciones nucleares es: SN -----Det. + N

Es decir, que el sintagma nominal en la estructura profunda esta compuesto por un determinante y su nombre. Pero curre muchas veces que en la estructura superficial, el nombre aparece sin determinante.

Raúl vino ayer.
Comimos frutas.

Los determinantes son las palabras formadas por morfemas libres que, necesariamente, proceden al nombre en la estructura profunda de la oración cualquiera que sea la función que desempeña ese nombre.



Nuestros campesinos aran la tierra.
          Sujeto                           complemento directo

El gobierno construyo muchas viviendas a los damnificados.
         Sujeto                                                       complemento indirecto

Varios obreros pelean por sus derechos.
        Sujeto                    complemento circunstancial



En los ejemplos anteriores los nombres: campesino, tierra, gobierno, vivienda, damnificado, obrero, derecho designan a todos los seres y objetos de esa clase que existen en el mundo. Pero nosotros no hablamos de todos los seres y objetos, sino de unos particulares determinados.

Los determinantes sirven para señalar a que objetos (personas, animales o cosas) nos referimos. Esta función se llama en gramática actualización: una palabra como campesino la tomamos para usarla en una frase actual. Los determinantes cumplen, pues, la misión de actualizar el nombre.



Los principales casos en que esto se produce son:

1.- Cualquier nombre usado en sentido genérico: Llegaron camiones cargados de hortalizas.
2.- En proverbios y refranes: obras son amores, que no buenas razones.
3.- En serie de nombres: Compro lápices, bolígrafos, papel, sellos.
4.- En nombres colectivos seguidos de un complemento preposicional: Había infinidad de personas.
5.- En el lenguaje publicitario y periodístico: Se vende parcela. Hombre muerto en el bosque.
6.- En atributos: Ramiro es persona sencilla.
7.- En complementos directos plurales: Comimos frutas.
8.- En sujetos plurales: Vinieron monjas de muchos lugares.

9.- En la aposición: Buenos Aires, capital de Argentina.
Reacciones:

0 comentarios:

Publicar un comentario

Buscar este blog